Un robot que te hace compañía

Una empresa nipona crea un robot que te hace tanta compañía como cualquier ser humano, además de implementar ciertos algoritmos que le permiten adaptarse a tu modo de vida y casi “conocerte”

0
119 views
Tapia Robot

Tapia. Ese es el nombre con el que han nombrado a un robot verdaderamente ingenioso en Japón. Un pequeño “amigo” blanco –al más puro estilo de EVA en la maravilla de Pixar Wall-E–, que te observa mientras te mueves por la casa y se comporta como un ayudante a su manera.

Tapia va más allá de lo que otros asistentes virtuales como Siri o Cortana hacen hoy en día por el usuario. No solamente te intenta facilitar la vida, sino que además conversa contigo e incluso hace bromas relativas a la conversación que estás teniendo con él. O ella, como la describen en la web de la compañía MJI Robotics, padres de la criatura.

La robot, dado el caso, capta cuándo su dueño viene de buen humor y hace fotos del momento para conservarlos gracias a su cámara frontal. Y cuando detecta que el caso es el contrario intentará hacerle reír con comentarios divertidos.

Además, cumple una función comunicativa: si Tapia detecta que llevas tiempo sin dar señales de vida, se pondrá en contacto automáticamente con los familiares para dar la alerta y no perder más tiempo.

Además se le puede controlar desde fuera de casa con una tablet, lo que sin duda puede ayudar a controlar, por ejemplo, la temperatura del hogar y saber si debemos programar la calefacción o no.

Un robot de manejo muy fácil

Manejarlo es sencillo: reconoce perfectamente la voz y las órdenes que se le den en voz alta. De esta forma se le puede pedir que haga una llamada, telefónica o por vídeo, que haga una fotografía o hasta que nos lea el periódico en voz alta. También aporta información más clásica como el tiempo que hace fuera de casa o cuándo debe alguien tomar sus medicinas (previa activación de una alerta, obviamente). Y por supuesto, es un buen despertador.

Tapia monitoriza tus movimientos, detecta cuándo estás llevando a cabo ciertas actividades y actúa en consecuencia. Por ejemplo, si detecta que estás limpiando puede reproducir una lista de canciones que te animen. O si es hora de despertar puede lanzarse con un poco de heavy metal a buen volumen.

¿Una intromisión en nuestro día a día o una buena forma de tener un compañero virtual? Cada cual tiene su opinión, pero lo que es innegable es que Tapia es un paso más en la carrera por hacer al robot casi humano.

No hay comentarios

Dejar respuesta