¿Ignoran tu publicidad? Soluciónalo con estas tres claves

El problema de la publicidad actual es que está creando demasiado contenido inútil olvidándose del importante. Los clientes se ahogan y su reacción lógica pasa por ignorarles

0
6 views
Cómo lograr una campaña publicitaria exitosa
Claves para un anuncio exitoso
Técnicas para llegar al cliente
Anuncios con éxito

La publicidad de hoy en día vierte su contenido en los distintos medios de comunicación para establecer un vínculo con sus clientes (reales y potenciales). Sea cual sea el canal que decidan emplear, el objetivo es que el usuario participe y acabe comprando su producto. El problema es que están creando demasiado contenido inútil olvidándose del importante, según apunta MarketingLand. Por ello, los clientes se están ahogando con semejante exceso y su reacción lógica pasa por ignorar el contenido. ¿Cómo puede evitar la industria publicitaria este fracaso? Siguiendo estas tres claves.

El contenido de una campaña de publicidad debe estar situado en su correcto contexto. Los publicistas deben ir más allá de proporcionar simple información y mucho más allá de hacerlo a borbotones y sin sentido alguno. ¿La clave? La empatía; usar a personas para comprender no sólo a sus fieles clientes, también a los potenciales. Así es cómo obtendrán una valiosa información: dónde enviar el mensaje y cuál debe ser éste. Sabiendo esto, el siguiente paso es hablar el mismo idioma que el usuario y finalmente, abordarles en una etapa concreta del ciclo de compra.

Hay que saber dónde está el cliente para que el contenido de la publicidad llegue a buen puerto: algunos llegan a través de buscadores, otros entran directamente al lugar de compra y muchos lo hacen a través de anuncios. ¿Cómo lograr esa codiciada dirección? Mediante el SEM, la publicidad nativa o centrándose en el público objetivo específico. A esto hay que añadir anuncios que se fundan con el contenido, presencia en eventos, ferias…

Finalmente hay que dar a los usuarios el contenido que quieren. Y para llevar a cabo esto hay que conocer cómo es su ciclo de compra, su personalidad… Así es como los publicitas podrán ofrecer un contenido específico para los clientes y podrán segmentar el mensaje en función de quiénes son y sus intereses. Sabiendo esto se pueden mandar mensajes completamente personalizados con el contenido y el contexto perfectos. Y es que si hay sintonía, no habrá rechazo.

No hay comentarios

Dejar respuesta