Los audiolibros están de auge en esta era multitarea

En otro siglo quedaron los casetes, ese aparato pesado dónde podías escuchar tu audiolibro tan caro como su pésima calidad

0
957 views
audiolibros

Moverse con un libro de bolsillo puede ser un lujo olvidado para muchos gracias a los estilos de vida tan ocupados que tenemos hoy en día, pero escuchando un libro, mientras que haces la compra o caminas, se está convirtiendo rápidamente en una nueva norma.

Ahora, los audiolibros están a sólo un clic de distancia y se pueden descargar en un teléfono inteligente por el mismo precio, si no es menor que su edición impresa.

Mary Beth Roche, presidenta y editora de Macmillan Audio, dice que los comentarios de sus lectores sugieren que muchos usan audiolibros como una “herramienta multitarea”, una forma de “consumir libros cuando sus ojos están ocupados”.

Para otros, cuyas vidas de trabajo pueden implicar largos tramos en la pantalla, son una manera de desconectar de tanta pantalla. “Es agradable descansar, relajarse y contar una historia”, dijo Roche.

Unos 35.574 títulos de audiolibros fueron publicados en los Estados Unidos en 2015, según la Audio Publishers Association, un aumento en más de ocho veces en sólo cinco años. Ese año, las ventas de audiolibros llegaron a 1,77 mil millones de dólares, un salto anual del 20%.

De acuerdo con la web Author Earnings, Amazon domina en gran medida el mercado, incluso más que la industria del libro impreso, con alrededor de 119.000 libros de audio vendidos por día en enero de 2016.

Dentro de sus ganancias, es el líder de la Industria Audible, que Amazon compró en 2008. El gigante de la tecnología y el comercio también ofrece acuerdos de suscripción, incluyendo un libro por mes por 14,95 dólares.

La mayoría de los editores tienen equipos de audiolibros

En Estados Unidos, los audiolibros han sido un negocio serio, simplemente porque los estadounidenses pasan, en promedio, mucho más tiempo en sus coches.

“Lo que descubrimos es que es una forma de que los consumidores hagan del tiempo invertido en el tráfico, un tiempo de calidad“, dijo Roche.

“Incluso el camino de vuelta cuando era el casete y luego el CD, el primer lugar que la gente elegía para escuchar algo era el coche. Hemos encontrado que un viaje largo en coche o cualquier viaje es a menudo lo que desencadena a alguien para probar un audiolibro y experimentar por primera vez y luego encontrar otros lugares donde se puede escuchar”.

Cuando los audiolibros salieron en formato digital, la gente empezó a usarlos durante muchas otras actividades, cuando iban de compras o corrían, realizaban tareas domésticas o cocinaban.

Para el autor de suspense John Hart, los gimnasios y las tiendas no son el mejor lugar para disfrutar de un libro. “Pero si es un tipo bastante contemplativo de ambiente, conducir o trabajar de una manera tranquila, es probablemente una gran manera de experimentar estos libros”, dijo.

Cualquier libro puede transferirse, pero las autobiografías son una buena apuesta. La temática de ciencia ficción funciona muy bien también

La mayoría de las celebridades que recientemente publicaron autobiografías en los Estados Unidos también proporcionaron grabaciones de los volúmenes, incluyendo a Bruce Springsteen, Carrie Fisher y Bernie Sanders.

En promedio, los audiolibros representan el 10% de las ventas de la versión impresa de cada libro, dijo Roche. Pero la cifra es mayor para algunos géneros, como la ciencia ficción, la fantasía y especialmente las obras de autoayuda.

Roche estima que al menos 1.000 ejemplares de un audiolibro deben ser vendidos para comenzar a obtener ganancias. Eso es porque pueden ser costosos de producir. “Todavía contamos con impresión para dirigir la carga, pero creo que las ventas de audio están ayudando a expandir el mercado y encontrar nuevos fans para nuestros autores”, dijo Anthony Goff, vicepresidente senior de Hachette Book Group.

No hay comentarios

Dejar respuesta