Combatir los problemas de salud mental con una app

Aunque en muchas ocasiones problemas como la depresión o los déficits de atención se resuelven con visitas al psiquiatra lo cierto es que es un campo abierto a la tecnología y poco explotado

0
9 views
Salud Mental

La salud mental preocupa tanto o más que la salud física. Son más complicados de detectar y no tanta gente reconoce tenerlos, pero pueden ser casi tan peligrosos los unos como los otros. Por eso las startups más recientes están intentando ocupar un poco el hueco que queda ahí y ayudar desde la tecnología.

En China, sin ir más lejos, casi un 92% de las personas que sufren algún problema mental diagnosticado no busca ayuda de ningún tipo y el ratio de psiquiatras por paciente que hay es de solo 1’24 por cada 100.000, muy por debajo de la media mundial que es de 4’15.

Pues ahora, para intentar rellenar ese vacío, ha nacido una aplicación para móviles que tiene intención de proyectarse internacionalmente: KaJin Health. Es la primera aplicación del mundo en este campo y de momento solo ofrece servicio a los clientes de habla china, donde hay 90 millones de personas con depresión diagnosticada.

Apoyo directo a los especialistas en salud mental

KaJin Health ofrece ayuda a la hora de concertar citas y hablar con terapeutas especializados directamente desde la misma aplicación. Además, corrige otra falla en el sistema psiquiátrico: lo centrado que está todo en los grandes núcleos urbanos. Gracias a esta aplicación se podría expandir el servicio a zonas menos masificadas y más aisladas del gigante asiático.

Lo más interesante estadísticamente es que la mitad de los usuarios de esta app viven fuera de China, por lo que pueden usarlo como medio habitual de terapia en su propio idioma. Sin embargo es justo esta proporción lo que hace que estén redoblando sus esfuerzos para introducirse en su mercado local.

¿Llegará el momento en que una app pueda sustituir –o al menos apoyar con solidez y garantías– a un psiquiatra titulado? El miedo a las máquinas y al progreso muchas veces frena al público, sobre todo en temas tan delicados como la salud mental, pero las soluciones que ofrecen las nuevas tecnologías deberían inclinar la balanza.

No hay comentarios

Dejar respuesta