Clinton y Trump han omitido un importante punto en sus programas

Los aspirantes a la presidencia de los Estados Unidos se han olvidado de un detalle muy importante que va a afectar al trabajo y a la vida de los ciudadanos en unos años

0
12 views
Trump y Clinton

El mercado de trabajo puede cambiar mucho de aquí a unos años por la llegada de la inteligencia artificial y de los robots y parece que tanto a Clinton como a Trump se les ha olvidado añadir este pequeño (gran) detalle en su programa electoral.

¿Cómo va a cambiar el mercado de trabajo?

Ambos candidatos presidenciales prometen dedicar grandes esfuerzos para hacer que todos los trabajos estén bien remunerados. Sin embargo, ninguno de los dos se ha parado a pensar que si las condiciones de trabajo cambian, quizá no sea por la subida o bajada de los salarios,  sino por el crecimiento de los sistemas de inteligencia artificial y la automatización de los empleos que antes solo llevaban a cabo humanos.

Parece que este reto ante el que nos vamos a tener que enfrentar todos, de momento no preocupa a los “peces gordos”.

Queremos (quieren) pensar que a la llegada de esta automatización aun le queda mucho tiempo. En la reuniones de Trump y Clinton, este tema está relegado a un segundo plano.

Primero se vaciaron las fábricas ¿y ahora cuál es lo siguiente?

El mejor ejemplo de esto está en las fábricas, lugar donde está más que demostrado que las máquinas pueden sustituir a los hombres. Las empresas no pierden, en todo caso lo hacen los trabajadores. De aquí a unos años, si no se lleva a cabo algo para reorganizar el sistema, ya no solo serán los trabajadores manuales los que pierdan sus empleos sino que también desaparecerán muchos puestos de trabajo que hasta entonces solo eran cosa de humanos.

Por lo que parece, la industria del automóvil es la siguiente en ser “devorada” por esta innovadora industria. Solo queda esperar, el siguiente sector afectado podría ser el del periodismo, la medicina…

Si el impacto social que va a generar esta revolución tecnológica está a punto estallar ¿Por qué las instituciones no quieren meter mano en este asunto? Y en el caso de que quisiesen hacerlo ¿Cuál es la solución?

¿Cómo evitar el desastre?

Muchos hablan de un concepto salarial fijo para los ciudadanos de Estados Unidos, una especie de renta básica universal o ingreso mínimo garantizado para favorecer que todos tuviesen unos ingresos cuando la era de los robots se haga con la mayoría de los puestos de trabajo del mundo. ¿Pero esta medida puede ser contraproducente? ¿Cuál sería entonces la solución ante este problema? ¿Reubicar a todos los que hayan perdido su trabajo? ¿Habrá suficiente empleo disponible para todos? Demasiadas preguntas que deberían ser respondidas por nuestros políticos.

La revolución tecnológica esta ya aquí, y qué menos que esté también en los planes de grandes dirigentes como Clinton o Trump. 

No hay comentarios

Dejar respuesta