Arquitectura digna de Spiderman

Se necesitan un par de paredes o más, dos minirobots y fibra de carbono ¿Quieres descubrir el sistema que está volviendo locos a los arquitectos de todo el mundo?

0
9 views
Arquitectura Spiderman

Spiderman estaría orgulloso de este invento. Su “tela de araña super resistente” se ha hecho realidad y su principal componente es la fibra de carbono.

La universidad alemana de Stuttgart ha desarrollado un nuevo método de construcción que usa minirobots que trepan por las paredes y techos. Estos robots construyen espacios en lugares inimaginables e inalcanzables para los métodos tradicionales.

¿Cómo funciona?

Ambos robots cuentan con una bovina de fibra de carbono. En la superficie donde se quieran hacer estas “estructuras imposibles” se instalan una serie de anclajes que sirven de sujeción para la fibra.

La función de los robots es enganchar este tejido super resistente a los anclajes de manera circular. Una vez la fibra está bien sujeta el robot se traslada al punto de encuentro con su “hermano” y le cede la fibra para que haga lo propio en el extremo contrario de la estructura.

¿Quieres ver una demostración de este aparato? Mira cómo en unos minutos crean una hamaca super resistente digna del mismísimo Spiderman.

Ventajas

Este es un sistema rápido, barato, resistente y gracias al cual se pueden construir estructuras que de otra manera hubiese sido imposible.

La industria de la arquitectura puede hacer maravillas con esto

Este sistema de construcción puede revolucionar el mundo de la arquitectura ya que se abren muchísimas más posibilidades.

Si esta tecnología se desarrolla es posible llevar a cabo proyectos novedosos en lugares “inexplorados” hasta ahora. Gracias a su tamaño y a su facilidad de movimiento estos robots pueden llegar a zonas y crear estructuras donde las grandes máquinas industriales no pueden.

Para llevar a cabo este proyecto, sus creadores se inspiraron en la naturaleza y por supuesto, en los arácnidos y los animales que fabrican seda.

¿Crees que dentro de unos años nos podremos considerar los nuevos Spiderman de la arquitectura?

No hay comentarios

Dejar respuesta