5 razones por las que Netflix dijo NO a China

La plataforma online de contenidos audiovisuales ha rechazado al gigante asiático ¿Cuáles habrán sido los motivos para decir no a más de 1.300 millones de personas?

0
16 views
Razones por las que netflix dijo no a China

Netflix empezó a operar en Asia en Septiembre de 2015, concretamente en Japón. En aquel momento, su director ejecutivo, Reed Hastings, dijo que tenía planes de llegar a China en 2016, pero cuando ha llegado el momento y la empresa de contenidos audiovisuales se ha enfrentado al gigante asiático, Netflix ha visto truncadas sus expectativas de llegar a todos los rincones del mundo.

Pero ¿Cuáles son los motivos? ¿Qué es lo que le ha echado para atrás a Netflix para que rechace la oportunidad de ofrecer contenidos a alrededor de 1.300 millones de personas?

Netflix tienen unos competidores muy fuertes en China

China ya cuenta con alrededor de una docena de sitios web que ofrecen contenidos audiovisuales a los millones de habitantes de China.

Estos sitios web empezaron como la versión china de Youtube pero ahora se están centrando cada vez más en ofrecer películas y series a sus usuarios.

La mayoría de estos sitios (incluso los que ofrecen shows y películas) son gratis y se financian a través de la publicidad.

Los precios de los servicios VIP en China son más baratos

A pesar de que, como comentábamos, este tipo de servicios suele ser gratis, algunas plataformas han decidido ofrecer servicios “VIP” a sus clientes.

Por ejemplo, Alibaba estrenó hace poco más de un año un servicio de subscripciones para los que querían disfrutar de contenido exclusivo por solo 57$. El precio de la suscripción anual de Netflix es de 120$. Obviamente no pueden competir.

La censura es su mayor enemigo

La censura es una de las mayores barreras ante las que se ha enfrentado Netflix en China. El gigante asiático tiene una actitud demasiado hostil ante las empresas extranjeras que quieren traspasar sus barreras.

Además, las autoridades chinas se dedican a controlar la forma en la que operan las empresas audiovisuales y controlan todas y cada una de las series o películas que se vayan a emitir, prohibiendo la emisión de muchas de ellas.

A Netflix no le interesaba reducir su catálogo ni estar bajo las restricciones de este país, y por eso le dijo NO.

Requiere demasiada inversión

El mercado online chino de vídeos online de tenía un valor de 3.500 millones de dólares el año pasado y se espera que valga alrededor de 18.000 millones de dólares en 2020.

Sin embargo, no es oro todo lo que reluce. Formar parte de este mercado supone pagar licencias y recuperar ese dinero invertido a través de los anuncios del sitio web. Nadie asegura que de esa operación puedan obtenerse resultados positivos.

Este es el motivo por el que solo los gigantes multimillonarios de la tecnología dominan el mercado de contenidos audiovisuales online en China.

Netflix ha llegado demasiado tarde

Netflix ha tardado demasiado en llegar al gigante asiático y ya sabemos lo que ocurre cuando una empresa extranjera quiere quitarle el puesto a una que ya está asentada en el país. Ocurrió con Opera, con Apple e incluso con Uber.

Aunque se le estén poniendo las cosas muy difíciles a Netflix, la empresa no ha querido cerrar las puertas del todo. La empresa dijo el 18 de octubre que aún tenía el deseo, a largo plazo, de atender directamente al pueblo chino y esperaba que algún día pudiesen conseguirlo.

Related Posts

No hay comentarios

Dejar respuesta